4 de diciembre de 2012

Hilvanar en rosa, aunque sé que odio su matiz

Nicoletta Ceccoli "the magician's assistant"
manos entre rejas
versos ensortijados
corazones sin deshielo
adoquines en los bolsillos
colores que siguen siendo albinos
roces en la piel que duelen
labios sin orillas 

suicidarme en las letras que una escribe
y a veces, lee en voz que desconoce
ser la huésped en tu vida
sentir… la primera nota del silencio
y silenciar el crujir de los huesos

 arrancar la calidez de mi desánimo
de mi sonrisa no sincera
ser el sur… y dejar atrás, el Norte
romper con la diplomacia
gritar sin medir las palabras
beber sin buscar su sabor
fumar hasta bailar entre su niebla
desquiciarme sin perder la compostura
escuchar el rumor de mis paredes
los quejidos en el umbral
ser los suspiros en la habitación
cometer actos impuros y no sentir su pecado 

suicidarme en las letras que tú escribes, eso sí,
que jamás se sepa que mi yo, está roto
*